Estás en > El huevo de chocolate > Trabalenguas para niños

TRABALENGUAS PARA NIÑOS

Catalina encantadora:
canta, Catalina, canta,
que cuando cantas me encantas.
Y que tu cántico cuente un cuento
que a mí me encante.
¿Qué cántico cantarás,
Catalina cantarina?
Canta un cuento que me encante,
que me encante cuando cantes.
(Enviado por Sergi Roig López de Ibiza, España)
Debajo de un carro
había un perro
vino otro perro
le mordió el rabo.
¡Cómo corría
la cuesta arriba,
calle mayor,
número dos!
(Enviado por Vanesa Hernández Hernández)
Pabla le dio con el Palo a Pablo
y Pablo le dio con la tabla a Pabla.
Lado, ledo, lido, lodo, ludo,
decirlo al revés lo dudo,
ludo, lodo, lido, ledo, lado.
¡Qué trabajo me ha costado!
Estaba la calavera
sentada en una butaca,
llegó la parca y le dijo:
Comadre, ¿por qué estás tan flaca?
Me han dicho que has dicho un dicho
que yo he dicho que yo no he dicho,
pues si yo lo hubiera dicho
estaría mejor dicho
que el dicho que a ti te han dicho
que yo he dicho que yo no he dicho.
(Enviado por Paco Julio, La Navata, Madrid, España)
¿Cómo quieres que te quiera,
si el que quiero que me quiera
no me quiere como quiero que me quiera?
(Enviado por Patricia Ramos Sanfiel)
La bruja Maruja
prepara un brebaje
con cera de abeja,
dos dientes de ajo,
cuarenta lentejas
y un pelo de oveja.
(Trabalenguas original de Francisco Briz)
Cuando cuentes cuentos,
cuenta cuántos cuentos cuentas
porque si no cuentas cuántos cuentos cuentas
nunca sabrás cuántos cuentos sabes contar.
(Enviado por Montserrat González Ureña)
Contigo entró un tren con trigo.
Un tren con trigo contigo entró.
Tengo un barco camaronero,
¡desencamarónamelo!
Yo tenía un gato
y se me engaturibituripinguirizó.
El que me lo desengaturibituripinguirizare.
será muy buen desengaturibituripinguirizador.
(Enviado por Alejandra Gonzáles García)
Zipi, zape, zipi, zape
zipi, zape, zipitón,
zipi, zape, gato o gata
arañazos da el ratón.
Marcelino fue a por vino,
rompió el jarro en el camino.
¡Pobre jarro, pobre vino,
pobre culo de Marcelino!
Ese chico chino
dijo al chato checo:
¡choca mucho tu chaleco!
Corro y corro en el corro,
si en el corro caigo
me rompo el morro.
Chiqui chiqui chí,
chiqui, chiqui, chú,
chiqui, chiquitita,
chiquitita eres tú.
© El huevo de chocolate


| Más trabalenguas | Volver a la página principal |